El Lipofilling, Lipotransferencia, Lipoinjerto o Injerto de Grasa es un procedimiento quirúrgico mínimamente invasivo, que permite aumentar el volumen de una parte del cuerpo utilizando la grasa extraída de otra zona a través Lipoaspiración.

Esa grasa se somete a un proceso de filtrado y se vuelve a colocar a través de incisiones mínimas hasta conseguir el resultado deseado.

El material resultante se utiliza siempre como relleno y sirve para remodelado de grandes áreas o pequeñas depresiones.  (Aumento de Mamas y Glúteos, Rejuvenecimiento Facial, Rejuvenecimiento de Manos,  Aumento de Mentón, Pómulos, etc.)

Dependiendo del tipo de procedimiento a realizar, la anestesia puede ser local con sedación o no, raquídea o general. La Liposucción prácticamente no deja cicatrices.

En algunos procedimientos, como los de reconstrucción serán necesarias varias sesiones. Eso se determina en la consulta y valoración individual.  Este material de relleno No provoca rechazo ni ninguna otra reacción.